sábado, 22 de octubre de 2011

Georges Braque


Biografía:

Pintor francés, que junto con Pablo Picasso contribuyó al origen y desarrollo del cubismo, del cual es una de las figuras más importantes. Braque nació el 13 de mayo de 1882 en Argenteuil-sur-Seine, cerca de París.

Pasó sus primeros años, entre su ciudad natal y El Havre, en la costa de Normandía. Estudió en la Escuela de Bellas Artes de la capital francesa y hacia 1905 empezó a pintar al modo de los fauvistas, utilizando colores puros y brillantes en composiciones de estructura muy libre. Sin embargo, ya en 1908, su atención se había desplazado a las obras de Paul Cézanne. El interés de éste por las formas extrañamente distorsionadas y sus perspectivas poco convencionales llevaron a Braque a pintar de un modo que más tarde se conocería como cubista. Entre 1908 y 1913 llevó a cabo un exhaustivo estudio sobre los efectos de la luz y de la perspectiva y los medios con los que cuentan los pintores para representar estos efectos.

Braque cuestionó la mayoría de las convenciones artísticas en uso. Por ejemplo, en sus cuadros de escenas de pueblos, reducía la estructura arquitectónica a una forma geométrica que se aproxima a un cubo (o, más exactamente, a un prisma rectangular) pero recurría al sombreado para reducir el volumen, con lo que lograba dar a los objetos una apariencia plana y tridimensional al mismo tiempo. De esa forma centraba la atención en la naturaleza de la percepción y de la representación artística.

 Picasso, con quien Braque empezó a trabajar en estrecha colaboración a partir de 1909, utilizaba un enfoque pictórico similar. Desde 1910 a 1912 ambos artistas realizaron obras estructuradas en complejas formas geométricas y pintadas con colores neutros, que hoy son conocidas como cubismo analítico. Un ejemplo de este estilo puede encontrarse en Violín y jarra (1910, Kunstmuseum, Basilea). Los dos artistas comenzaron a experimentar con el collage, técnica de construcción de una imagen a partir de materiales tan cotidianos como hojas de periódicos, etiquetas y trozos de tela. La fértil colaboración entre Braque y
Picasso continuó hasta 1914, año en el que Braque se alistó en el ejército francés. Fue herido de gravedad durante la I Guerra Mundial y en 1917 reanudó su carrera artística en solitario.

 Tras la guerra, Braque desarrolló un estilo más personal, que se caracteriza por los colores brillantes y la textura de las superficies y, después de su traslado a Normandía, por la reaparición de la figura humana. En esa época pintó muchas naturalezas muertas y escenas de playa. Continuó trabajando y produjo un considerable número de pinturas, obra gráfica y esculturas, imbuidas de una cualidad contemplativa, que gozan de un enorme reconocimiento. Murió el 31 de agosto de 1963 en París.

El cubismo:

Muchas de las innovaciones que introdujo en el arte la práctica cubista la inclusión en el cuadro de letras de imprenta, los pigmentos mezclados con arena, las imitaciones de madera y mármol, e incluso la escultura cubista- son creaciones de Braque, aunque Picasso las llevara hasta el límite. En cambio, la técnica del papier collé la tomó Braque de una obra de Picasso de 1912, Naturaleza muerta con una silla de paja un cuadro oval con un pedazo de hule en su parte inferior. Braque realizó muy poco después Frutero y vaso, donde tres pedazos de papel de empapelar imitando maderas se combinan con un dibujo al carbón. Comparando las piezas de uno y otro en este terreno también pueden confrontarse las distintas personalidades artísticas de Braque y Picasso.

 La sensibilidad de Braque para una armonía de composición fundamental y penetrante ha transformado su repertorio de objetos humildes en un diseño de rara elegancia. Por su parte, Picasso, que observaba intensamente las cosas reales, podía ignorar las consideraciones decorativas, a fin de comunicar la experiencia inmediata que sacaba de ellas. Picasso contaría en una ocasión cómo, al despedirse de Braque en la estación de Avignon, en 1914, cuando éste marchaba a combatir en la Primera Guerra Mundial, se dijeron adiós para siempre. En realidad fue así, pues nunca volvieron a trabajar juntos. La guerra había apartado sus respectivos mundos. En una carta a Kahnweiler de 1919, Braque habla de lo que le parece una deserción de su antiguo amigo: "Picasso ha creado un nuevo género llamado ingresco, decía refiriéndose a las imágenes del mundo de la danza y a sus retratos naturalistas. A pesar de todo, en sus respectivas obras abundarían, durante las décadas siguientes, las semejanzas y los contrastes.
Obras:




Este cuadro de Georges Braque se titula “Puerto de Amberes”.
-         Lo pintó en: 1906
-         Material: Óleo sobre lienzo
-         Medidas: 38 x 46 cm.
-         Museo: Von der Heydt. Wuppertal.



Este cuadro de Georges Braque se titula “Violín y Jarra”.
.     - Lo pintó en: 1910
-         Material: Óleo sobre lienzo.
-         Medidas: 117 x 73 cm.
-         Museo: Museo de Arte Basilea.




Este cuadro de Georges Braque, se titula “Plato de Frutas, As de Bastos”.
-         Lo pintó en: 1913
-         Material: Óleo, guache y carboncillo en lienzo.
-         Medidas: 81 x 60 cm.
-         Museo: Centre Georges Pompidou. París.


Este cuadro de Georges Braque, se titula “Bodegón con mesa”: Gillette.
-         Lo pintó en:1914
-         Material: Papier collé.
-         Medidas: 48 x 62 cm.
-         Museo: Centre Georges Pompidou. París.


Este cuadro de Georges Braque, se titula “Bodegón con Mantel Rojo”.
-         Lo pintó en : 1929
-         Material: Óleo sobre tela.
-         Medidas: 81 x 101cm.
-         Museo: Colección particular.




Este cuadro de Georges Braque, se titula “Interior con Paleta”
-         Lo pintó en: 1942
-         Material: Óleo sobre lienzo.
-         Medidas: 141.3 x 195.6 cm.
-         Museo: The Menil Collection. Houstom


Curiosidades:

En 1915, Braque sufrió una gravísima herida en la cabeza que le obligó a una larga convalescencia y lo mantuvo alejado de la pintura hasta 1917. En 1919 su nuevo marchante, Léonce Rosenberg, le organizó una exposición individual. La serie de naturalezas muertas que realiza en esos años y durante la siguiente década, con una paleta restringida de verdes, ocres y blancos sobre una capa de negro, le aportó fama internacional. Durante los años treinta, el estilo de Braque cambia: los colores sucios de sus anteriores obras son sustituidos por tonos sutiles y delicados -rosas, verdes pálidos, amarillos y lavandas-, y los objetos parecen lejanos e inmóviles, producto del confinamiento estético en el que surgen: Braque vive en estos años ajeno a todo lo que ocurre fuera del taller, y sus motivos no proceden tanto de la naturaleza como de dibujos y esquemas realizados a partir de pinturas preexistentes.


Lucía Iglesias Esteban.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada